1- INTRODUCCIÓN

Un sismo es un proceso mediante el cual se libera, de manera súbita, una gran cantidad de energía, la que se expresa mediante ondas que viajan por el interior de la tierra y al llegar a la superficie pueden ser percibidas con diferentes intensidades y efectos sobre las personas y estructuras. Dicha energía es medida por la Escala de Richter, la que aumenta exponencialmente.

El impacto que puede generar un sismo en el territorio, va a depender de diversos factores, como son el tipo de suelo, profundidad, distancia de la zona de ruptura de las placas, materialidad de las construcciones, entre otros. Así, la medición de este impacto produce una Intensidad Sísmica y se clasifica según la Escala de Mercalli modificada (Wood y Neumann, 1931), basada principalmente en la observación de los efectos que el paso de las ondas sísmicas producen sobre infraestructura, personas, servicios básicos y terreno.

Por lo anterior, resulta fundamental estar prepara- dos frente a un sismo de gran magnitud, identifi- cando acciones que podemos realizar hoy en nuestro hogar, colegio o trabajo y también aquellas a realizar durante y después, que en conjunto te ayudarán a prevenir consecuencias mayores.

Este documento tiene por objetivo entregar recomendaciones a la comunidad en general (familias, empresas, organizaciones vecinales y establecimientos educacionales) sobre las acciones a realizar “antes, durante y después” de sismos y terremotos, con el propósito de reducir el impacto en la población producto de este fenómeno. Estas recomendaciones se fundamentan en la opinión experta de distintos profesionales en base a la experiencia nacional e internacional. Lo señalado en este documento, no reemplaza un Plan de Emergencia específico elaborado por profesionales, pero sí puede servir como una guía para su elaboración.

2- PREPARACIÓN

MENSAJES CENTRALES

Determinar si la construcción es sismo resistente. (vivienda. establecimiento educacional o lugar de trabajo.

Identifica Lugares de Protección Sísmica y Zonas de Seguridad.

Identificar las llaves y cortes generales de servicios básicos.

RECONOCIMIENITO DEL INMUEBLE Y SU ENTORNO

Si el inmueble es de adobe o construcción informal, no se trata de edificaciones sismo resistentes, ya que no cumplen la normativa vigente y existe RIESGO de colapso del inmueble. Se considera como construcción informal. Si no sabes de qué está hecha tu vivienda consulta con un profesional del área o en el municipio.

En una construcción no sismo resistente identifica una Zona de Seguridad al exterior del inmueble, alejada de edilicios, postes y cables. Es necesario considerar que en construcciones no sismo resistentes el riesgo mayor es el colapso de la estructura, por lo tanto no hay lugares seguros en su interior.

En una construcción sismo resistente, identifica y demarca Lugares de Protección Sísmica. Éstos son aquellos que se encuentran alejados o protegidos de la caída o volcamiento de muebles u objetos no estructurales que no se encuentran firmemente anclados al piso, a los muros o al cielo. Es necesario considerar que la mayoría de las lesiones se producen cuando las personas son golpeadas por los objetos que caen o cuando intentan evacuar y salir de los inmuebles durante el sismo.

Si un inmueble presenta grietas, deben ser evaluado por un profesional especialista para determinar si se afecta la resistencia sísmica del inmueble.

Identifica aquellos elementos que pueden caer o volcarse, tales como repisas, libreros, cielos rasos, equipos de aire acondicionado, etc. Si es posible ánclalos firmemente al piso, a los muros o al techo.

Identifica también las llaves y cortes generales de servicios básicos. Ubica las llaves del agua, de corte general de gas y el interruptor general de electricidad y aprende cómo cortar el suministro en caso de emergencia.

Verifica que las instalaciones eléctricas y de gas estén en buen estado. Realiza las mantenciones de las

instalaciones de servicios básicos con técnicos matriculados.

PREPARA TU HOGAR

Asegúrate que las puertas, pasillos y Vías de tránsito estén libres de obstáculos (estufas. Plantas, muebles, etc.). En caso de ser factible, ánclalos a muros, al piso o al techo, para evitar su volcamiento o caída. En los dormitorios es recomendable dejar las puertas interiores abiertas y acuñadas, especialmente cuando se trata de habitaciones de menores, adultos mayores o personas con capacidades diferentes ya que requerirán ayuda después de un sismo.

Instala los objetos grandes o pesados en las partes inferiores de los muebles o en gabinetes que puedan cerrarse. Coloca cerrojos en estanterías destinadas a la cristalería, vajilla y otros artículos frágiles, porque son los elementos que caen con mayor facilidad y provocan más lesiones.

Cubre las ventanas con cortinas y/o instala láminas de seguridad, especialmente en los pasillos y Vías de tránsito, para evitar la proyección de los vidrios hacia el interior.

Asegúrate que las llaves de paso de gas queden siempre a la vista y accesibles para poder ser accionadas ante una emergencia. Lo mismo se aplica para los tableros eléctricos, que deben ser de fácil acceso en caso de una emergencia.

Mantén actualizado y siempre a la vista los teléfonos de los organismos de emergencia. Recuerda anotar los siguientes teléfonos: 911 (Policía, Bomberos y Servicio Coordinado de Emergencia), Bomberos de Luján de Cuyo (4980999), y de las empresas que te suministran los servicios básicos de agua, gas y electricidad.

PREPÁRATE CON TU FAMILIA Y/O COMUNIDAD

Prepárate y organízate en familia: definan un Punto de Encuentro y establezcan un Plan para comunicarse entre sí, en caso que se encuentren separados cuando ocurra un sismo.

Mantén preparado un Kit Básico de Seguridad con los siguientes elementos:

Agua (2 litros por persona al día). Comida enlatada. Barras energéticas y comida deshidratada. Abrelatas manual. Linternas y pilas. Radio portátil con baterías adicionales. Botiquín de Primeros Auxilios. Medicamentos, anteojos. Considera las necesidades de niños, tercera edad y discapacitados. Llaves de repuesto de tu casa y auto. Dinero en efectivo.

ACCIONES DE PREPARACIÓN INCLUSIVA

Identifica las necesidades especiales de los integrantes de tu familia o de la comunidad, para otorgar la ayuda adecuada en caso de emergencia.

Consulta directamente a las personas por su requerimiento de ayuda y cómo poder asistirlos de manera efectiva.

Identifica, asigna y practica roles que deberán desempeñar los distintos integrantes de la familia o comunidad, en situaciones de emergencia.

Prepara un sistema integral de acompañantes, definiendo y asignando tareas específicas para asistir a quienes lo requieren, de acuerdo a sus propias necesidades. Practica el sistema y define en lo posible, más de una persona para cada rol.

Identifica los accesos, zonas seguras y/o vías de evacuación. Estas deben permitir la accesibilidad de acuerdo a los requerimientos específicos de las personas con discapacidad. El circuito no debe ser interrumpido.

Prepara un Kit de Emergencia inclusivo, adaptado a las necesidades de las personas con discapacidad, con los elementos de emergencia y aquellos que permitan cubrir sus necesidades específicas, por ejemplo, de medicamentos y alimentos especiales, entre otros.

Los lugares de Protección Sísmica y las Zonas de Seguridad deben ser accesibles (en lo sensorial y en lo físico) para las personas con discapacidad y responder a las características y necesidades específicas detectadas.

SI ESTÁS EN UN LUGAR NO HABITUAL

Si estás en una actividad social fuera de tu hogar o en cualquier luqar no habitual (restorán, fiestas, gimnasio, hoteles, etc.) debes siempre identificar lugares seguros, crea el hábito.

3- DURANTE EL SISMO

MENSAJES CENTRALES

Mantén la calma.

Ubícate en un Lugar de Protección Sísmica en estructuras sismo resistentes.

Dirígete a una Zona de Seguridad al exterior en inmuebles no sismo resistentes.

Protégete de los objetos o elementos que pueden caerte encima.

Si ESTÁS EN TU VIVIENDA

Abre la puerta principal y la de los dormitorios al inicio del sismo y sólo si es posible, ya que se pueden trabar por el movimiento y podrás quedar encerrado. Esta medida te permitirá salir de la vivienda en caso de ser necesario. Utiliza calzado para protegerte de vidrios y objetos cortantes que puedan haber en el suelo.

Si tu vivienda no es sismo resistente, evacúa con tu familia hacia una Zona de Seguridad al exterior. Se determinan a lo menos, y no únicamente, como viviendas no sismo resistentes, los inmuebles de adobe en todas sus formas, albañilerías simples, construcción no regularizada estructuralmente y autoconstrucción.

Si tu vivienda es sismo resistente, actúa en familia y ubíquense en un Lugar de Protección Sísmica. Deben mantenerse alejados de los vidrios, ventanas y de todo elemento que pueda caer encima. Si no reconocen ningún Lugar de Protección Sísmica, ubíquense debajo de un elemento macizo y afírmense con él.

Si estás acostado, levántate y ubícate en el Lugar de Protección Sísmica. Si no puedes dirigirte a ese lugar o estás impedido de llegar, permanece en la cama y protege con los brazos tu cabeza.

SI ESTÁS EN LA CALLE

Observa tu entorno y busca un lugar seguro. Si transitas por la vereda en sectores con edificios de altura. Debes alejarte de las edificaciones y dirigirte hacia el centro de la calle, dado que desde las estructuras pueden caer elementos como cornisas, ornamentos, vidrios, luminarias y otros. Aléjate también de postes y cables de electricidad. Ten precaución con los vehículos en tránsito (los conductores pueden no haber percibido el sismo).

SI VAS CONDUCIENDO UN VEHÍCULO

Si vas conduciendo por calles de la ciudad, reduce la velocidad y con precaución detente en un lugar seguro, ya que los peatones podrían ocupar la calzada como un lugar de seguridad. Estaciona en un sitio seguro, alejado de postes, árboles, letreros, cables eléctricos y permanece en su interior con las luces intermitentes encendidas.

Si vas conduciendo por una autopista urbana, reduce la velocidad y no te detengas, mantente atento a las condiciones de tránsito, señaliza dirigiéndote a la salida más cercana o desplázate a la banquina en las autopistas rurales y detente en un lugar seguro con las luces intermitentes encendidas. En caso de no existir una salida, mantente en tu pista de circulación. Pasado el sismo, reanuda la circulación con precaución y a velocidad baja (promedio 40 Km/h) ya que será necesario esquivar a otros vehículos o la vía podría encontrarse obstruida.

Si vas conduciendo por un túnel, reduce la velocidad y no te detengas en el interior, ni salgas del vehículo hasta que haya terminado. Lo recomendable es salir del túnel y estacionar en un lugar seguro. Debes reducir la velocidad de manera progresiva y no bruscamente. En caso que no sea posible controlar el vehículo y debas detenerte, enciende las luces intermitentes. Al salir, hazlo a una velocidad reducida.

Si vas conduciendo por un puente, reduce la velocidad y no te detengas. Lo recomendable es salir del puente y estacionar en un lugar seguro. Debes reducir la velocidad en forma progresiva y no bruscamente En caso

de ser necesario, detente en la banquina cuando hayas salido del puente, con las luces intermitentes del vehículo encendidas. Si debes bajar del vehículo, hazlo por el costado externo de la calzada. No transites por la calzada.

SI ESTÁS EN LUGARES DE ASISTENCIA MASIVA Y/0 NO HABITUAL

Si estás en un centro comercial, mantén la calma. Ubícate en un lugar seguro y aléjate de los lugares donde puedan caer objetos. En un cine o estadio quédate en tu lugar o asiento, protege tu cabeza y cuello con tus brazos. Finalizado el sismo, dirígete a las Zonas de Seguridad que se encuentren señalizadas.

Sigue las instrucciones del personal encargado de la seguridad y oriéntate con la señalización de seguridad para evacuar finalizado el sismo.

4- DESPUES DE UN SISMO

MENSAJES CENTRALES

Si hay olor a gas o daño en el inmueble, evacúa inmediatamente hacia una Zona de Seguridad en el exterior.

Usa mensajes de texto o WS para comunicarte.

RECOMENDACIONES GENERALES

Verifica tu condición física, la de tu familia y las personas cercanas. Si hay lesionados, entrega ayuda y sólo en caso de ser necesario llama o concurre a los servicios de emergencia.

Corta los suministros de gas desde la llave de corte general y de electricidad desde el interruptor general, para prevenir situaciones como golpes de corrientes, cortocircuitos, electrocuciones, incendios o explosiones. Luego dirígete a una Zona de Seguridad al exterior del inmueble.

No uses velas, fósforos ni otras fuentes de ignición como interruptores eléctricos, ni nada que pueda provocar incendio o explosión ante una eventual fuga de gas. Si percibes olor a gas, abre puertas y ventanas y evacúa inmediatamente hacia una Zona de Seguridad al exterior del inmueble, dando aviso a la empresa distribuidora de gas y a Bomberos.

Usa linternas a pilas o manuales si tienes poca visibilidad. Debes tener cuidado al abrir muebles, los objetos en su interior podrían caerte encima.

Evacúa hacia una Zona de Seguridad al exterior del inmueble si el lugar donde te encuentras resultase dañado por el terremoto. Debes estar preparado para los sismos posteriores o réplicas, que pueden causar daños adicionales a estructuras debilitadas.

Al evacuar un edificio, hazlo con precaución por la caja de escaleras, observando si se han producido daños que signifiquen un riesgo para las personas. Si éstas hubiesen resultado dañadas, no uses el ascensor y llama a los servicios de emergencia.

Comunícate con tu familia por mensajes de texto o de redes sociales, es más efectivo y así evitarás desplazarte de un lugar a otro.

Mantente informado mediante una radio a pilas, en frecuencia AM o FM, para recibir instrucciones de las autoridades y no cambies de emisora. Mantén activado tu Plan Familiar, utiliza tu Kit de Emergencia,

Si debes dirigirte a un Punto de Encuentro, mantente alerta y atento a los vehículos y estructuras debilitadas como; paredes, postes, viaductos, puentes, etc. y de los objetos que puedan caerte encima durante el trayecto.

Verifica las condiciones de seguridad del inmueble antes de volver. Si detectas algún nivel de daño, es mejor permanecer en otro lugar hasta efectuar una evaluación especializada.

Cuando tu familia esté segura, Organízate con tus vecinos de zona y ayuda a quienes lo necesiten. Llama a los servicios de emergencia si es necesario. Realiza una evaluación de los heridos, daños en las viviendas y daños en la infraestructura cercana (calles, rutas, puentes, servicios, etc) y repórtalos en la delegación municipal.

SI ESTÁS ENCERRADO

Mantén la tranquilidad, pide auxilio y espera la llegada de los socorristas.

No improvises vías de evacuación que puedan representar un riesgo mayor.

SI ESTÁS ATRAPADO EN LOS ESCOMBROS

Mantén la calma.

Intenta no moverte, no levantes polvo.

Cúbrete la boca y nariz con un pañuelo o ropa.

Ante una hemorragia aplica presión directa sobre la herida.

Evita gritar, ya que puedes inhalar cantidades peligrosas de polvo.

Hazte notar, por ejemplo, dando golpes con algún elemento contundente contra un tubo, pared, etc. para que los rescatistas puedan escucharte.

5- GLOSARIO

Lugar de Protección Sísmica: En una construcción sismo resistente, es aquel que se encuentra protegido o alejado de la caída o volcamiento de muebles u objetos (luminarias, cielo raso, ductos de aire acondicionado, entre otros). Si el lugar en el que te encuentras (colegio, lugar de trabajo, entre otros) tiene estas características, se pueden prevenir lesiones durante un sismo. Los Lugares de Protección Sísmica deben estar debidamente demarcados o señalados, y ser conocidos por los ocupantes en la etapa de preparación antes del sismo.

Zona de Seguridad: Se encuentra siempre fuera del inmueble, alejada del área de impacto por la caída de muros, postes, árboles u otros elementos. Los inmuebles de adobe deben ser siempre evacuados hacia el exterior. Las Zonas de Seguridad deben estar demarcadas.

Inmueble sismo resistente: Inmueble diseñado y construido siguiendo normativas de construcción sismo resistente.

Inmueble no sismo resistente: Se determinan a lo menos, y no únicamente, como viviendas no sismo resistentes, los inmuebles de adobe en todas sus formas, albañilerías simples, construcción no regula- rizada estructuralmente y autoconstrucción.

Sismo: Proceso de liberación de energía que viaja por el interior de la tierra en forma de ondas, las que pueden ser percibidas por la población cuando llegan a la superficie con diferentes intensidades.

Terremoto: LLamamos terremoto a los sismos que producen intensidades altas en una región determinada y ocasionan daños en infraestructura y/o pérdidas de vidas humanas.

Réplica: Secuencia de sismos que ocurren luego de un terremoto principal, éstas liberan la energía residual no liberada por el terremoto principal y su área de ocurrencia indica el tamaño de la falla asociada al terremoto principal.

Punto de Encuentro: Es un lugar al exterior de un inmueble, que se encuentra en una zona segura y que se caracteriza por ser distinguible y recordable por las personas. Permite reunirse cuando un terremoto ha ocurrido y los integrantes de la familia se encuentran en distintos lugares (colegio-trabajo-hogar). Por ejemplo: plazas, parques, sitios abiertos, canchas de fútbol, etc.

 

Escriba una consulta